Agrupaciones ciudadanas convocaron a una manifestación contra la instalación de «medidores inteligentes»

12

El movimiento «Aquí la gente» llamó a movilizarse en las afueras de las dependencias de ENEL Distribución en Santiago, para manifestar su rechazo a esta medida.

«Vamos a ir con todas las organizaciones ciudadanas que están adhiriendo, y ahí vamos a permanecer sacando firmas, y vamos a demostrarle a la empresa que también los ciudadanos tenemos respuesta», comentó el presidente del grupo, Ernesto Medina.

La controversia en torno a los aparatos, que escaló a un nuevo nivel luego de que el Presidente Sebastián Piñera reconociera que el valor de la instalación será asumido íntegramente por el clientes, se trasladó rápidamente al Congreso con el ingreso de un proyecto de ley para que sean las distribuidoras de electricidad las que paguen dicho costo.

La polémica surgió luego de que una publicación de Ciper asegurara que el costo calculado por la Comisión Nacional de Energía (CNE) para los cambios de estos artefactos, que asciende a mil millones de dólares (660 mil millones de pesos), tendrá que ser asumido por los clientes pese a que el nuevo medidor será propiedad de la compañía eléctrica.

Sin embargo, el presidente de la Asociación de Empresas Eléctricas, Rodrigo Castillo, recordó que «cuando el medidor era de propiedad del cliente le correspondía, hasta el día de hoy en esos casos, el costo de mantenimiento al cliente».

En ese marco, insistió que con la nueva normativa «el medidor pasó a ser parte del sistema completo de las redes, del servicio que se presta», y «todas las obligaciones relacionadas con el medidor pasarán a la compañía, tanto la mantención como el reemplazo» del aparato.